ESPECIAL | La cruda y triste realidad de los escenarios culturales de Barranquilla
El titulo es:ESPECIAL | La cruda y triste realidad de los escenarios culturales de Barranquilla
Foto detalle: 
El Museo Cultural, Bellas Artes y el teatro Amira de la Rosa se encuentran cerrados. Las obras en el Museo de Arte Moderno están paradas. | ALDÍA.CO
aldia_web
El Heraldo

ESPECIAL | La cruda y triste realidad de los escenarios culturales de Barranquilla

163

Les contamos la situación en la que se encuentran estos sitios que representan la cultura barranquillera.

La cultura en Barranquilla está pasando por un momento crucial. La suspensión de las obras del nuevo Museo de Arte Moderno de Barranquilla (Mamb)se agrega a la lista de los emblemas que están con dificultades por falta de dinero, descuido o abandono.

El inventario lo completan el Teatro Amira de la Rosa, que lleva un año y ocho meses cerrado; el Museo del Caribe, situado en el Parque Cultura del Caribe, que tiene problemas financieros y decidieron sellarlo hace tres semanas, y el Museo de Antropología de la Universidad del Atlántico (Maua), ubicado en la Escuela de Bellas Artes, que ha sufrido dos colapsos en dos de sus estructuras y, por tanto, está cerrado.

EL HERALDO habló con gestores culturales, la Gobernación del Atlántico y la Alcaldía de Barranquilla sobre el momento que vive la ciudad con sus escenarios culturales.

Frédéric Robinel, director de la Alianza Francesa, afirmó que “hay urgencia en la cultura” para tener espacios donde desarrollar programas culturales en la ciudad.

Cree que a pesar de que existen nuevos lugares, como el Teatro de la Universidad del Atlántico, hacen mucha falta todos los que están con dificultades.

Robinel señaló la cultura no puede“quedarse en pausa”, porque falten estos escenarios, y es la misma ciudadanía la pide que se reabran estos sitios.

Como los problemas de los escenarios guardan mucha relación con la parte financiera, considera que necesitan una inyección de recursos y apoyo por parte del Gobierno Nacional, departamental o distrital para que se puedan reactivar.

En ese sentido, afirmó que los ciudadanos esperan que diseñen estrategias para que se vuelvan autosuficientes, porque “actualmente no lo son y se necesita el apoyo externo”, añadió Robinel.

Para Gloria Peña, gestora cultural, todos los escenarios culturales tienen problemas desde hace rato.

“Somos una ciudad culta de nacimiento, pero algunos quieren destruirla. No podemos permitir que esto continúe así, hay que despertar estos monumentos, porque aún no están muertos”, sostuvo Peña.

La gestora cree que la cultura no puede estar manejada o administrada por los políticos, y considera que ese ha sido el problema. “Deberían ser personas relacionada con eso. No tengo nada en contra de los políticos y hasta podríamos trabajar juntos: ellos gestionando recursos y los culturales administrándolo, manifestó.

Juan José Jaramillo, secretario de Cultura, Patrimonio y Turismo distrital, dijo que escenarios como el teatro Amira de la Rosa y el Museo del Caribe, los cuales se encuentran cerrados, han sido acompañados por el Distrito en todo el momento para buscar una ayuda que los saque de la crisis.

Esto –según Jaramillo– pese a que el Museo es una entidad privada sin ánimo de lucro que presta servicios de interés público, con debilidades administrativas que no permiten operación sostenible.

Una de las propuestas de solución es convertirlo en un bien de interés público a cargo de la Alcaldía de Barranquilla, para poder inyectarle dinero.

Jaramillo se refirió también a la suspensión de las obras del nuevo Museo de Arte Moderno. Explicó que el Gobierno les exige el cierre financiero de la primera fase para poder girar los recursos para la segunda etapa, que fueron aprobados por el Concejo de Barranquilla. Son $6.000 millones.

El funcionario fue claro en señalar que deben resolver los problemas administrativos y mejorar las estrategias de mercadeo de estas estructuras. “Si uno se pone a ver todo el trabajo cultural que venimos haciendo, esta es una ciudad que crece todos los días en cultura, pero infortunadamente los edificios tienen esos problemas”, afirmó

María Teresa Fernández, secretaria de Cultura departamental, coincidió en la posición del Distrito en cuanto al Mamb. Dijo que desde el año pasado tienen $3.000 millones disponibles para completar la segunda fase. Sin embargo, falta surtir la liquidación de la primera etapa para poder iniciar la siguiente.

“La Gobernación y Distrito no son dueños de ninguno de los dos, pero eso no quiere decir que nos queramos desentender, porque al contrario, estamos absolutamente consientes que son unas infraestructuras que hay que recuperar por el bien de la ciudad, del departamento y de la Región Caribe, sostuvo.

Tanto los gestores de cultura como los secretarios del ramo, esperan que se resuelvan rápidamente los problemas para que vuelvan a ser unos escenarios emblemáticos para la cultura.

Museo del Caribe, cerrado

El Museo del Caribe fue cerrado hace tres semanas por la crisis económica que padece, por lo cual no se le ha hecho mantenimiento a la infraestructura y al sistema de aire acondicionado desde hace más de tres meses, cuando empezó a decaer.

Museo del Caribe, en Barranquilla | El Heraldo 

María Eulalia Arteta, directora ejecutiva del Parque Cultural del Caribe, señaló que en aproximadamente dos meses estarían instalando el nuevo equipo central que suministra el aire acondicionado, comprado con $150 millones aportados por la empresa Promigas. “La demora tiene que ver con el proceso de importación del aparato de 80 toneladas, porque ya se tiene identificado el proveedor y ya sabemos que debemos hacer unos mantenimientos pequeños a las manejadoras”, afirmó Arteta. 

Agregó que con esto podrán reactivar el funcionamiento del Museo.

Explicó que un grupo de expertos en compañía de la junta directiva están trabajando en la parte organizacional, para definir nuevos esquemas de operación y funcionamiento institucional para evitar que en el tiempo se requiera nueva reinversión por problemas financieros. Anotó que el Parque necesita $3.000 millones para funcionar durante un año yatender más de 70 eventos culturales.

Al Mamb le falta el cierre financiero

Tras finalizar la primera fase del Museo de Arte Moderno de Barranquilla (Mamb) el 31 de diciembre de 2017, no ha sido posible comenzar la segunda etapa del proyecto, porque están a la espera de $9 mil millones provenientes del Distrito y la Gobernación del Atlántico. 

Sin embargo, ambas entidades gubernamentales aseguraron que para poder girar esos recursos el parque debe entregar el cierre financiero o liquidación de la primera etapa del proyecto a Findeter.

María Eulalia Arteta, directora del Parque Cultural, entidad encargada del Mamb, aseguró que esta semana entregarían a Findeter el cierre financiero, para que pueda continuar todo el proceso.

Según la directiva, las obras que corresponden a la primera etapa de la intervención del complejo cultural se han desarrollado en un 60%. En esta fase se adecuó la fachada y la infraestructura metálica. Para esta etapa del proyecto se recibieron aportes del Ministerio de Cultura y de Findeter.

La segunda fase de los trabajos se enfocará en la zona interior del recinto y algunos detalles en el exterior del mismo.

El Amira lleva más de un año cerrado

El teatro Amira de la Rosa, que lleva cerrado un año y ocho meses por precaución, aún no tiene a la vista señales de ‘despertar’. El secretario de Cultura distrital, Juan José Jaramillo, manifestó que actualmente se trabaja en la última etapa del proceso de traspaso del teatro de la Sociedad de Mejoras Pública al Banco de la República. 

Paralelamente, dijo, la Alcaldía trabaja en compañía del Ministerio de Cultura en los estudios de recuperación o reestructuración del escenario, acompañados de expertos en la materia.

La secretaria de Planeación del Distrito, Margarita Zaher, señaló que el proceso ha tardado por lo grande y lo que representa el Amira.

“El compromiso es entregar un teatro en excelentes condiciones, como se lo merece la ciudad y como quiere el Banco de la República”, sostuvo Zaher.

Hace un mes, el director de la dirección de Patrimonio del Ministerio de Cultura, Alberto Escovar Wilson-White, afirmó que el Amira no se va a demoler, sino que ciertos elementos se podrán reforzar, como la caja escénica, su aspecto técnico, su capacidad y la seguridad de su estructura.

Bellas Artes, cerrado por daños

La caída del techo del edificio Pedro Biava hace dos semanas en Bellas Artes, la segunda tras la ocurrida el 18 de junio de 2017 en la edificación de Licenciatura de Música, hizo que la Universidad del Atlántico cerrara las instalaciones para las clases de los estudiantes. Por recomendaciones de la Oficina de Gestión del Riesgo, el Museo de Antropología (Maua) también fue clausurado.

El rector de la institución universitaria, Carlos Prasca, explicó que actualmente un arquitecto trabaja en los diseños de las estructuras caídas, en compañía de un comité de profesores de la universidad.

Aseguró que ya tienen un diseño preliminar, pero que varios docentes realizarán la otra semana observaciones al mismo para ajustarlo y tenerlo listo en abril próximo.

Prasca dijo que están adecuando espacios provisionales para que desde el 2 de abril los estudiantes prosigan con su semestre. El área de artes plásticas estará en la sede de la universidad de la carrera 43, arte dramático en un área de Bellas Artes, danza en la sede norte y música en la Alianza Francesa.

En cuanto a los recursos, el directivo dijo que están a la espera que se aprueben $5.000 millones para la restauración y remodelación.

Con información de: Julio Mario Perez. 

Te puede interesar

Compártelo en:
Construido para ti con info de: