Rafael Uribe Noguera y otros muñecos de año viejo para exorcizar el 2016
El titulo es:Rafael Uribe Noguera y otros muñecos de año viejo para exorcizar el 2016
Foto detalle: 
Los muñecos de año viejo son una tradición arraigada a la cultura del Caribe. Los hechos del año o la originalidad de los autores marcan los motivos de los muñecos | Lorena Henríquez
aldia_web
Dálida Orozco Ramos

Rafael Uribe Noguera y otros muñecos de año viejo para exorcizar el 2016

802

La creatividad de los cartageneros hace de las suyas.

Artistas, personajes políticos y hasta el repudiado Rafael Uribe Noguera –acusado de abusar y torturar a la pequeña Yuliana Samboní– están listos para desvanecerse en el fuego convertidos en tradicionales muñecos de Año Viejo, cuando el reloj marque las 12 de la medianoche este 31 de diciembre en Cartagena.

Los populares muñecos que decoran las calles de barrios populares y amenizan la celebración de fin de año, en esta ocasión tuvieron un alto tinte político. Las disputas entre Santos y Uribe, la muerte del líder cubano Fidel Castro y la criticada situación económica de Venezuela, inspiraron a los creadores de las  figurillas que llaman la atención de vecinos y transeúntes en sectores como San Fernando, Zaragocilla, Olaya Herrera, San Francisco y Los Almendros, entre otros.

Jaime Avendaño, autor de un cuarteto de tela y cartón integrado por Timochenko, Maduro, Santos y Uribe, describió su creación como una “crítica al momento político que vive el país”. Los cuatro muñecos ubicados en la calle Pedro Adam Broche del barrio Zaragocilla,llevan colgados en su pecho mensajes que representan la visión política del comerciante, quien asegura que “el proceso de paz nos dejó más polarizados”.

El hombre que desde hace cinco años se pone a la tarea de hacer los muñecos que son el centro de atracción en una gran fiesta comunitaria para despedir el año en su barrio, recibe el apoyo de vecinos del sector quienes le donan ropa, papeles y objetos que acompañan sus creaciones.

A 5.3 kilómetros de Zaragocilla, en el barrio San Fernando, un año de viejo de casi 6 metros, el más grande construido esta vez en la ciudad, recuerda al recién fallecido líder de la revolución cubana Fidel Castro. Vestido de uniforme verde oliva, una bandera de Cuba en la mano y hasta una pistola en la pretina, el gigante de cartón es epicentro de una tradición que durante cerca de 10 años ha integrado a los residentes de la calle La Victoria de este barrio.

Durante cerca de un mes, los habitantes organizan detalles como selección del personaje, recolección de dinero, confección y ubicación de sus muñecos, que ya son reconocidos en toda la ciudad por su ingenio y creatividad.

A diferencia de otros barrios, en San Fernando no le prenden fuego a su muñeco. Estos prefieren esperar hasta el 6 de enero para desmontarlo y volver a integrar a la comunidad en esta actividad. “No nos gusta prenderlos, porque no queremos contaminar y mucho menos poner en riesgo a los niños”, señaló González.

Rafael Uribe Noguera, un personaje que despertó la indignación de todo el país luego de que se conoció el desgarrador homicidio de la niña de 7 años Yuliana Samboní, también fue estampado en estos populares muñecos. Con estos años viejos ubicado en Los Almendros y Camino del Medio, nadie quiere tomarse fotos. Los transeúntes han optado por desahogar sus sentimientos de repudio e indignación lanzando palabras de alto calibre en contra del muñeco y hasta golpeándolo.

“Hay mucha gente que tiene un resentimiento muy grande con este personaje, y el muñeco ha servido de desahogo”, afirmó Luz Mary Durán, una estilista y ama de casa, que fue la creadora del muñeco de Uribe Noguera del barrio Los Almendros.

Para Luz Mary, confeccionar sus años viejos es una tradición familiar arraigada en el barrio La Esperanza donde creció, y que busca mantener y estimular en sus hijos. “Antes en todas las casas había un muñeco de año de viejo, ahora ya no son tan números. Somos nosotros quienes debemos estimular esta tradición en nuestros hijos”, agregó.

El investigador, docente y comunicador social, Ricardo Chica Geliz, explicó que la tradición de la quema del muñeco de año viejo, tiene que ver con una práctica popular en todo el mundo y que en el Caribe se manifiesta con mucha más fuerza en los barrios.

Por su parte, el director del Cuerpo de Bomberos de la ciudad, José Magallanes, invitó a la comunidad a tener  cuidados especiales con la quema de estos muñecos, y sobre todo a evitar el uso de pólvora en los mismos. “No deben prenderse en sitios que pongan en riesgo las viviendas y la integridad de los vecinos, y no deben ser manipuladores por menores de edad”, dijo

Te puede interesar

Compártelo en:
Construido para ti con info de: