ESPECIAL | Han pasado 25 años y Rafael Orozco sigue presente
El titulo es:ESPECIAL | Han pasado 25 años y Rafael Orozco sigue presente
Foto detalle: 
Rafael Orozco falleció el 11 de junio de 1992 de ocho balazos a las afueras de su casa en Barranquilla | Luis Felipe De la Hoz
aldia_web
Jonathan Díaz Cárdenas

ESPECIAL | Han pasado 25 años y Rafael Orozco sigue presente

796

Familiares, amigos y fans mantienen vivo al ídolo vallenato.

Veinticinco años después de su vil asesinato, Rafael Orozco Maestre, voz insignia del Binomio de Oro, permanece vigente entre amantes de la música vallenata incluidas las nuevas generaciones. Hoy se cumple un cuarto de siglo de la muerte de este artista que revolucionó en muchas formas la música vallenata.

Aproximadamente a las 9 de la noche del jueves 11 de junio de 1992, fue ultimado en las afuera de su casa en el norte de Barranquilla (carrera 50 con calle 96A). Un pistolero le propinó nueve balazos, solo le erró uno. La investigación del homicidio arrojó dos hipótesis: que se trató de un crimen pasional a raíz de la relación extramatrimonial que Orozco sostenía con María Angélica Navarro Ogliastri; que además tenía una relación con el narcotraficante José Reinaldo ‘el Nano’ Fiallo.

Un ajuste de cuentas por la supuesta implicación de Orozco en temas de narcotráfico, fue otra de las líneas investigativas que trazaron las autoridades, lo cual no fue probado legalmente, por lo que el crimen del artista quedó en la impunidad.

OROZCO Y LAS NUEVAS GENERACIONES

Para las nuevas generaciones que no pudieron verlo cantar ni escuchar en su momento los éxitos al lado del acordeonero Israel Romero, tuvieron el privilegio de conocer su trayectoria a través de la novela Rafael Orozco, el ídolo, que emitió el Canal Caracol entre noviembre de 2012 y abril de 2013.

Este es el video en el que el club de fans de Rafael Orozco visita su tumba:

Otros que han bregado por mantener vivo el legado del ‘hijo ilustre de Becerril (Cesar)’, son sus simpatizantes. Dentro de ellos sobresale el club de fans ‘Grupo binomista' , seguidores por siempre Barranquilla’, conformado hace 25 años. Amparo Cabarcas Gulfo explicó que un mes después de la muerte del artista se reunieron en la tumba 196 del cementerio Jardines del Recuerdo, varios de sus admiradores y coincidieron en crear un club de fans para mantener viva su memoria. Orozco pasó a ser el primer artista en Colombia, que tras su muerte, contaba con un grupo organizado de seguidores. “Nosotros también llegamos a 25 años, hemos hecho muchas actividades y paseos para hacernos los uniformes y para ofrecerle el día de su cumpleaños (24 de marzo), y el de su fallecimiento, un día lleno de música. Traemos un picó, le ofrecemos una misa, concursos de imitadores y entregamos premios a los ganadores”, manifestó Amparo.

El Binomio de Oro también tiene club escude fans en Bucaramanga, Medellín, Santa Marta y Palmira (Valle del Cauca).

Estos grupos realizaron el año pasado el primer encuentro binomista, y este domingo volverán a verse en ante la tumba de su ídolo. “Estaremos desde las 8:00 a.m. cantando sus éxitos y haciendo nuestras ya habituales actividades. A las 3:00 p.m. partiremos a la eucaristía en la iglesia a Torcoroma. Nuestro club lo sigue amando como si viviera, y la única manera para que desaparezca este sentimiento es que se vaya al cielo el último de nuestros integrantes”, precisó la dama.

Fabián Segrera, uno de los 10 hombres del club binomista en Barranquilla, expresó que con las canciones de ‘Rafa’ enamoró a su esposa. “Desde los 8 años me gustó su música, crecí con ella y cuando me enamoré le dediqué a mi futura esposa canciones como Momentos de amor y Relicario de besos, con las que me gané su corazón”, señala.

‘CUANDO UNO AMA JAMÁS OLVIDA’

Durante esta ausencia de un cuarto de siglo varios aspectos han cambiado en la familia que dejó Rafael José Orozco Maestre. Su esposa, Clara Elena Cabello, y dos de sus hijas (Loraine, de 27 años y Wendy, de 31) residen en Bogotá. Mientras que Kelly Johana, de 38 años, a quien nombró en la mayoría de sus canciones, migró hacía Estados Unidos.

“Las niñas se nos crecieron, son todas unas mujeres. Kelly es administradora de empresas, Wendy es comunicadora social, y Loraine es financiera. Aún no llega el primer nieto, ojalá venga pronto (risas...). En estos 25 años extraño mucho esa faceta de ‘Rafa’ como papá, y más para este mes en que se conmemora su fallecimiento y el Día del Padre. Él se desvivía por nosotras, era muy amoroso, un papá que poco regañaba y mucho menos castigaba, esa parte me la dejaba a mí. Debido a sus compromisos por fuera del país cuando estaba en casa trataba de complacernos en todo, así que de él extraño mucho esa faceta hogareña”.

Pero también Clara añora a ese hombre que la enamoró a través de canciones cuyas dedicatorias comenzaron a escude charse en La creciente (1976).

“Ya llega la mujer que yo más quiero, por la que me desespero, y hasta pierdo la cabeza. ¡Clara!”.

“Ahí se descubrieron nuestros amores, nadie sabía en mi familia, y con esa introducción en el disco, donde dice claramente mi nombre, todos supieron de nuestras andanzas. Me hizo canciones muy hermosas que hoy cuando las escucho aún quiebro en llanto. Mis favoritas son: Solo para ti, Momentos de amor, Relicario de besos y Nostalgia”.

La viuda de Orozco garantizó que estará en la eucaristía que en la memoria de Rafael Orozo se cumplirá a las 3:30 p.m. en la iglesia Torcoroma (calle 84 con carrera 51B). “Siempre lo recordaré con mucho amor y eso es fundamental, porque cuando uno ama no olvida, y por eso sigo viviendo para él. Asimismo pienso que lo hacen sus seguidores, y a pesar de que el tiempo que ha pasado él sigue viviendo en nuestros corazones. Invito a que nos acompañen a orar por su alma, porque sabemos que Dios lo tiene en su gloria”.

Clara hace un alto y dejar rodar algunas lágrimas por sus mejillas, toma aire y tras reponerse agrega: “Nunca lo olvidaré. Era un ser maravilloso, vivía muy alegre porque tenía muchos planes que cumplir tanto en lo familiar, como en lo musical. Siempre me recalcó que cuidara a las niñas, las quería ver convertidas en profesionales, así que si hoy estuviera con nosotras de seguro que seguiría regalándonos su inmensa sonrisa”.

‘ROMPIMOS MUCHOS ESQUEMAS’

El acordeonero villanuevero Israel Romero, que entre 1976 y 1992 grabó 19 álbumes al lado de Rafael Orozco, recordó la manera cómo conformaron la agrupación. “Nos conocimos en una parranda organizada por el locutor y compositor Lenin Bueno Suárez en Manaure (Cesar), pero la idea de tocar juntos nació en Barranquilla, en el cumpleaños de Lenin. Ese día dijimos: Vamos a grabar”, declaró el ‘Pollo Irra’. Sobre el nombre que escogerían para la agrupación tejieron dos opciones:

La Pareja ideal y el Binomio de Oro, finalmente optaron por la última. “En la disquera nos dijeron que eso de La Pareja ideal sonaba muy raro, así que nos inclinamos por el Binomio de Oro, y en 1976 nació la agrupación". Una de las presentaciones que más recuerda Israel Romero la hicieron en 1981 en el mítico Madison Square Garden de Nueva York, junto al Gran Combo de Puerto Rico, Johnny Ventura y Los Corraleros del Majagual.

“Ese día llegamos con muchas lentejuelas en nuestros uniformes, y en Nueva York nos miraban asombrados y nos decían, ‘Oh, The Jackson Five’ (risas, en alusión al grupo de Michel Jacson y sus hermano). Nosotros fuimos la primera agrupación vallenata en uniformarnos, y lo hicimos con trajes muy vistosos, también fuimos pioneros al imponer coreografías, rompimos muchos esquemas”, asegura el acordeonero que durante 16 años se paseó por el mundo al lado de Rafael Orozco.

EL ÚLTIMO CONCIERTO

El 6 de junio de 1992 en Cúcuta, sería el último concierto que ofrecería Orozco con el Binomio de Oro. “Me costó reponerme de su muerte, aún me duele su partida, incluso para estos días cuando llega un nuevo aniversario no quiero ni contestar el teléfono, prefiero quedarme solo con los recuerdos de ese hombre noble y bueno que con su voz marcó la época dorada del vallenato romántico.Pude incorporar nuevas voces, como la de ‘Gaby’ García, Jorge Celedón y Jean Carlos Centeno, pero jamás hubo un reemplazo. ‘Rafa’ es único, y por siempre será la mejor voz de la línea romántica en nuestro género”, sentenció Romero.

Tras la muerte de Rafael Orozo la agrupación Binomio de Oro volvió a grabar en 1993 con el álbum Todo corazón, en cuya carátula aparece Israel Romero sentado, y a su lado una silla vacía, reflejo del gran vacío que dejó ‘Rafa’. El cantautor Jorge Celedón, exintegrante del Binomio de Oro habló de la influencia de Orozco en su carrera.

“Tenía una magia en su canto y creo que todos los de la línea romántica en el vallenato hemos tomado algo de él. Lo admiro demasiado porque en medio de grandes del vallenato raizal como Poncho, Diomedes, Beto, Daniel Celedón… pudo imponer su estilo".

“En lo personal me jacté mucho de su carrera, me declaro muy romántico y eso en parte es a canciones como Dime pajarito, Esa, Muere una flor y muchas más. Él es un ser irremplazable y ejemplar, del cual todos los que pertenecimos a la ‘escuela binomista’ nos sentimos felices de extender su legado a las nuevas generaciones. Es indiscutible la falta que ha hecho, ya son 25 años sin él y es una pena enorme que no pueda estar aquí guiando el camino de los nuevos colegas, así que no queda más que seguir defendiendo a capa y espada esas raíces románticas que él dejó”, concluyó Celedón.

‘ME IMPACTÓ SU ORGANIZACIÓN’

Roberto García, que entre 1981 y 1987 actuó como representante del Binomio de Oro, explicó que al ingresar a este colectivo musical comenzó a vivir una experiencia distinta a todas.

“Me impactó su organización, teníamos uniformes para viajar en bus, otro si lo hacíamos en avión, también para estar en el hotel, y obviamente el de presentación, que era muy despampanante. A diferencia de otros conjuntos que le pagaban a sus músicos en cuanto se bajaban de la tarima, acá lo hacíamos en el hotel y con recibo en mano”, recordó.

García, quien también ha trabajado con Farid Ortiz, los Pechichones, los Muchachos, y ahora representa en Barranquilla a Jorge Oñate, resaltó la puntualidad de Rafael Orozco.

“Era un hombre que le gustaba llegar 20 minutos antes que la agrupación. El 15 de julio de 1983 íbamos para las fiestas patronales de El Banco (Magdalena), y cargamos la amplificación desde las 5 a.m. donde Joaco Pérez (Calle 51 No. 18- 36), y ya ‘Rafa’ estaba ahí desde las 4:40 a.m., algo que me dejó asombrado. El que  siempre llegaba tarde era José Vásquez, el bajista, pero él no se enojaba por eso, siempre lo veía uno de buen humor”.

Otra de las facetas que destaca García de la voz líder del Binomio es su pasión por el fútbol. “Era un buen puntero derecho, pese a que triunfó en el canto me confesó varias veces que se sentía frustrado porque él quería jugar en Junior, y también ser acordeonero. Tenía un equipo llamado ‘Binomio de Oro’ que jugaba el campeonato de la Base Naval y le iba muy bien, él era el goleador, mientras que el Pollo Ira, que jugaba como centro delantero, era ‘paquetón’. Peleaban mucho en la cancha, al punto que ‘Irra’ prefirió armar su equipo, el Deportivo Independiente Pollo ‘Irra’, y cuando se enfrentaban  se daban duro”. Un detalle que reveló Roberto García sobre la parte musical de ‘Rafa’ Orozco es que se encargaba de hacer los arreglos de muchos de sus éxitos.

“Una de sus claves para saber si las letras que le entregaban los compositores tenían futuro era cantarlas delante de sus hijas. Él las ponía a jugar y cuando veía que las niñas tarareaban alguna, esa era la elegida para grabar. Ya en estudio como también sabía algo de acordeón, dirigía todo”.

Una de las anécdotas más jocosas que rememoró este veterano mánager de la música vallenata ocurrió en el Hotel Chalet Suite de Aguachica (Cesar). “Rafa y El Pollo se peleaban la suite presidencial de ese hotel, así que una vez ‘Irra’ se la ganó de mano, y para vengarse de su acordeonero. Rafa habló con el botones y le pidió que apenas salieran al concierto metiera allí a una habitante de la calle y la pusieran a dormir. Le dieron gaseosa, comida, y cuando regresamos ‘Irra’ apenas abrió la habitación puso el grito en el cielo, y supo que era Rafa el de la maldad, ni les cuento la discución que se armó”.

UNA COMPILACIÓN DE LUJO

Para conmemorar los 25 años del fallecimiento de Rafel Orozco el sello Codisco, única casa disquera a la que perteneció este artista, lanzó al mercado una edición de lujo con 20 CD que recopilan la discografía del Binomio de Oro, de 1976 hasta 1992. Álvaro Picón Reyes, gerente artístico de la disquera, declaró.

“Rafael Orozco significó mucho para los amantes de la música vallenata, y para los que no estaban familiarizados con este género, ya que con su sonido moderno y romántico el público del interior del país se fue enamorando y dedicando sus canciones que ganaron una gran audiencia entre los cachacos especialmente. Así que no podíamos dejar pasar por alto esta fecha y sacamos una edición de colección con los 19 álbumes de estudio que grabó ‘Rafa’ e Israel, más otro de una recopilación de varios sencillos. A todo esto le incluimos una fotografía inédita que nos entregó su esposa y quedó como póster”.

Picón Reyes agregó que en 1975 fue el acordeonero Emilio Oviedo quien llevó a Orozco a Codiscos, y ese mismo año grabaron dos elepé Adelante y Con sentimiento.

“Nos gustó mucho su estilo y por eso no dudamos en firmarlos y darles el impulso necesario para que fuera exitoso. Compartí mucho con ‘Rafa’, lo ayudé a promocionar mucho su música por Ocaña (Santander), mi tierra, soy un enamorado más de su estilo y pienso que en el vallenato junto a Diomedes Díaz, son los ídolos que más se extrañan en la industria discográfica”.

Te puede interesar

Compártelo en:
Construido para ti con info de: