Los "Ángeles de la muerte", las prostitutas con VIH que ofrecen sus servicios por $2 dólares
El titulo es:Los "Ángeles de la muerte", las prostitutas con VIH que ofrecen sus servicios por $2 dólares
Foto detalle: 
Una de los "Ángeles de la muerte de Nigeria" | Ton Koene
aldia_web
Édgar Andrés Pedraza

Los "Ángeles de la muerte", las prostitutas con VIH que ofrecen sus servicios por $2 dólares

15.6K

De todo el mundo llegan clientes.

En Nigeria existe el que podría ser uno de los lugares más lúgubres del mundo: el barrio de Badia, una comuna gigantesca de miseria. Dentro de sus calles hay un lugar donde la sombra del VIH cubre a un grupo de mujeres que se dedican a la prostitución. La historia la recoge El Clarín.

Con el virus en su cuerpo estas mujeres –apodadas “Ángeles de la Muerte” prestan sus servicios sexuales por 2 dólares en las habitaciones minúsculas en las que viven dentro de un pasillo de madera.

En el grupo de mujeres que viven allí, las que peor lo pasan son las niñas de 14 años que deben atender casi a cinco hombres todas las noche solo para poder sobrevivir. Los clientes pagan más si son menores. Dentro de su clientela también hay hombres blancos que, según las palabras de las niñas, son “casi siempre gordos y feos, pero son los que tienen más dinero”.

Resultado de imagen para angeles de la muerte nigeria

Ton Koene

Todos los hombres que visitan el lugar son conscientes de que ellas son portadoras del virus, pero la mayoría no usa preservativo, lo que hace que aumenten los casos de embarazo e infecciones. Y, lo más trágico en esta cadena de miseria es que aparte de la enfermedad, las prostitutas están expuestas a violaciones, secuestros, robos  y todo tipo de violencia machista.

Ton Koene

La historia de los “Ángeles de la Muerte” se conoció gracias al fotógrafo documental Ton Koene quien viajó hasta Nigeria para conocer más a fondo la cultura africana. Según lo cuenta en su página web, se enteró de la existencia de este sector de la ciudad gracias a un taxista que hizo algunos comentarios sobre el lugar.

Cuando Koene llegó a Lagos fue en busca de un taxi que lo acercara al barrio de Badia. En el camino tuvo una charla con el taxista: “Cuando te vas acercando con el coche puedes oler el virus de sida desde fuera (…) Las muchachas de ahí, cuanto más bonitas y más jóvenes, son más caras. Los hombres las visitan como si estuvieran caminando por un supermercado”.

Te puede interesar

Compártelo en:
Aquí se habló de:
Construido para ti con info de: