Como en la mafia italiana, envían cabeza de un perro para amenazar a sindicalistas del Atlántico
El titulo es:Como en la mafia italiana, envían cabeza de un perro para amenazar a sindicalistas del Atlántico
Foto detalle: 
Heriberto Tovar y una de las integrantes del sindicato analizan el panfleto amenazante | Fto
aldia_web
Redacción ALDIA

Como en la mafia italiana, envían cabeza de un perro para amenazar a sindicalistas del Atlántico

410

No es la primera vez que la Asociación Nacional de Trabajadores Hospitalarios y de Clínicas (Anthoc) recibe amenazas, durante la época de paramilitarismo estuvieron señalados como 'objetivo militar' y varios de sus integrantes fueron asesinados.

Una amenaza siniestra, al estilo de las usadas por las mafias sicilia­nas, recibieron al mediodía del martes los dirigentes de la Aso­ciación Nacional de Trabajadores Hospitalarios y de Clínicas (Anthoc), seccional Atlántico, en su sede de la calle Murillo con carrera 38.

En un paquete que dejaron en el piso, a las puertas de la entidad, les enviaron la cabeza cercenada de un perro, acompa­ñada de un panfleto en el que amenazan a ocho dirigentes de la entidad. El paque­te lo descubrió la secretaria, Sandra Gue­rrero, cuando a eso de las 12 del mediodía salía de la sede sindical.

Dijo que le llamó la atención que se po­día leer el número 202 escrito con marca­dor azul. Ese número corresponde a la oficina del segundo piso de la edificación, donde funciona Anthoc. La mujer retornó a la oficina y avisó a los compañeros que aún estaban allí. “La caja tenía un olor fé­tido y era muy raro eso ahí a esa hora”, contó ayer en la sede sindical.

Heriberto Tovar, presidente de Anthoc en el Atlántico, recordó que nadie se atre­vió a abrir el paquete por precaución, ya que durante el año pasado la agremia­ción sindical recibió unas 14 amenazas en distintos formatos.

“Llamamos a los policías del cuadran­te y llegaron, sacaron la bolsa a la calle y, como sintieron peso, decidieron traer al personal antiexplosivos”, contó.

La cabeza de un perro

Momentos de tensión vivieron los sin­dicalistas y residentes del edificio cuan­do los peritos policiales comenzaron su trabajo. Luego vino la sorpresa maca­bra, el paquete contenía la cabeza cer­cenada del animal, acompañada de un panfleto también escrito en marcador azul, en el que se leía: “Así se van a mo­rir perros hp”.

En este paquete fue enviada la cabeza del animal | Foto: El Heraldo

A continuación aparecían los nombres de ocho directivos de Anthoc: Héctor Alvis, expresidente nacional; Heriberto Tovar, presidente en el Atlántico; Álva­ro Márquez, presidente en Barranquilla; Osiris Fernández, secretaria de asuntos de la mujer; Juan José De la Torre, se­cretario de educación; Euclides Sando­val, secretario de solidaridad y derechos humanos; Napoleón Mugno, tesorero en Barranquilla; y Víctor Dirruyeiro, tesore­ro en Atlántico. El coronel José Palomino López, comandante operativo de la Poli­cía Mebar, señaló que agentes de la Sijín y la Sipol investigan el caso.

La defensora del Pueblo seccional At­lántico, Gloria Lamus Rodríguez, indi­có que se ha reunido con la Policía y la Fiscalía.

“La Defensoría rechaza estos hechos, activó la ruta de la protección y se le en­vió también a la Unidad Nacional de Pro­tección para que realicen las investiga­ciones pertinentes, para determinar el grado de riesgo y les coloque la protec­ción que se requiere”, dijo Lamus.

Los antecedentes 

Anthoc informó que en el país tiene 13 mil afiliados, de los cuales 620 traba­jan en 24 hospitales del Atlántico. En es­ta zona del país hay 29 integrantes de la agremiación que han sido objeto de ame­nazas, aunque la del martes no es la pri­mera vez que se conocen intimidaciones en su contra.

En archivos judiciales hay anteceden­tes de que varios sindicalistas en la Cos­ta fueron declarados “objetivo militar” por los distintos grupos paramilitares del Bloque Norte. Anthoc no fue la excep­ción a ese plan criminal que incluyó ame­nazas, seguimientos, desplazamientos y hasta asesinatos. Prueba de ello son los homicidios ocurridos en Barranquilla de Ricardo Orozco Serrano, vicepresidente de la junta nacional (2001); Carlos Barre­ro Jiménez (2003), delegado de Anthoc; Luis Torres Pérez (2004), afiliado.

El exjefe paramilitar del frente 'José Pablo Díaz', Édgar Fierro Flórez, alias 'don Antonio', está condenado como coau­tor de las muertes de Barrero y Torres; y el exmiembro de la estructura Carlos Romero Cuartas, alias 'Montería', por el crimen de Orozco Serrano

Para más noticias impactantes síguenos en  y 

Te puede interesar

Compártelo en:
Construido para ti con info de: