Comunidad linchó a un delincuente que tenía azotado el barrio
El titulo es:Comunidad linchó a un delincuente que tenía azotado el barrio
Foto detalle: 
Momento en que un motocarro lleva el cuerpo de William Manuel Morantes Vásquez a la clínica de Malambo. | AL DÍA
aldia_web
Andrés Gaitán García

Comunidad linchó a un delincuente que tenía azotado el barrio

1.3K

Familiares del occiso, embargados por el dolor, no quisieron hablar con los me­dios y se limitaron a iniciar los trámites para que les entregaran el cadáver en Medicina Legal.

Desesperados y cansados de los robos continuos un grupo de ha­bitantes de Malambo hizo justi­cia por mano propia y linchó a un atracador que le robó el celular a una jovencita. El bandido fue identificado por la Policía como William Manuel Mo­rantes Vásquez, de 26 años, oriundo de Venezuela, y residente en la calle 15A con carrera 18, barrio Villa Espencer.

Los hechos ocurrieron a las 7:00 de la noche de este jueves, en el barrio El Con­corde, en Malambo.

Testigos le contaron a AL DÍA que Mo­rantes Vásquez se había convertido en el azote deEl Concorde y sus alrededores.

Sus víctimas preferidas eran las muje­res, a quienes les quitaba el celular o el bolso y luego salía corriendo.

El robo a una adolescente fue la gota que rebosó la copa, la gente se cansó, lo persiguió y una turba enardecida le pe­gó una monumental paliza. “A ese man ya le habían dicho que no se metiera a robar más por acá, pero no hizo caso”, manifestó este viernes un mototaxista de El Concorde que no quiso dar su nombre.

Agonizante el extranjero fue traslada­do en un motocarro a la clínica Cambpell de Malambo, pero los médicos nada pu­dieron hacer para salvarlo pues murió en el trayecto. En la tunda le fracturaron el brazo derecho y el cráneo.

Familiares del occiso, embargados por el dolor, no quisieron hablar con los me­dios y se limitaron a iniciar los trámites para que les entregaran el cadáver en Medicina Legal.

LINCHAR ES ILEGAL

El linchamiento es un acto que no po­see ninguna clase de proceso legal, en el cual una multitud, normalmente ofen­dida por el acto delictivo de un sujeto,realiza acciones violentas contra este, causando lesiones, humillaciones o la muerte.

A nivel jurídico el linchamiento es ile­gal y no se puede justificar de manera al­guna como un acto de legítima defensa, porque constituye una violación a las le­yes establecidas para juzgar a los delin­cuentes en el marco del Estado Social de Derecho. La legítima defensa se en­cuentra tipificada en el numeral 6 del ar­tículo 32 del Código Penal colombiano, el cual establece que la defensa es legítima cuando se defiende un derecho propio o ajeno en contra de una agresión injusta, y la respuesta debe ser proporcional a la agresión.

Por su parte, los sociólogos han afir­mado que en países como Colombia la comunidad recurre al linchamiento des­esperada por la debilidad del Estado ante la delincuencia, ya que día a día los ciudadanos observan con impotencia como los bandidos son capturados y al poco tiem­po quedan libres.

 

Te puede interesar

Compártelo en:
Construido para ti con info de: