La historia de Laura, la azafata barranquillera que murió en el sinestro aéreo de Rusia
El titulo es:La historia de Laura, la azafata barranquillera que murió en el sinestro aéreo de Rusia
Foto detalle: 
Laura De la Cruz Roca, de 25 años, fue una de las víctimas mortales del siniestro ocurrido en la ciudad Rostov del Don, de Rusia, en el que fallecieron 62 personas que iban en un avión. | EFE
aldia_web
Amylkar Alvear Ariza

La historia de Laura, la azafata barranquillera que murió en el sinestro aéreo de Rusia

5.4K

Laura De la Cruz Roca iba en la aeronave de Fly Dubai que se destrozó por completo. Murieron 62 personas.

Laura Patricia De la Cruz Roca, de 25 años, una joven azafata barranquillera radicada en Dubái (Emiratos Árabes Unidos), es una de las 62 víctimas fatales del siniestro aéreo ocurrido en Rostov del Don, ciudad del sur de Rusia. Laura hacía parte de la tripulación de la nave, un Boeing 737-800 de Fly Dubái, que se estrelló el sábado a las 3:50 a.m. (7:50 p.m. del viernes, en Colombia). El padre, Wulfran De la Cruz Ojeda, y parientes cercanos a la joven, residen en la carrera 26B con calle 72B, barrio El Silencio, en Barranquilla.


De la aeronave solo quedaron los restos regados en una de las pistas de aterrizaje. | EFE


En medio del dolor que los embargaba, los familiares alcanzaron a decir que la última vez que la vieron fue en diciembre pasado, cuando vino a pasar vacaciones de fin de año con su familia. Llegó 15 de diciembre.


La tripulación estaba compuesta por siete personas incluida Laura, todas murieron. Uno era de nacionalidad kirguís, un chipriota, un ruso y un ciudadano de las Islas Seychelles. | EFE


Cuarenta y cuatro de los pasajeros fallecidos eran rusos, prácticamente todos residentes de la región de Rostov del Don, que habían viajado a los Emiratos Árabes como turistas.

También se encontraban ocho ciudadanos ucranianos, dos indios y un uzbeko.

Fuentes de la investigación del siniestro que trabajan en el lugar de los hechos indicaron que el Boeing se estrelló cuando trataba de dar otra vuelta sobre el aeropuerto y no durante el aterrizaje, como apuntaba una primera versión.

“El avión se estrelló cuando trataba de dar otra vuelta y no durante el aterrizaje, como se dijo al principio. Hasta ese momento todo era normal: los pilotos se comunicaban con la torre de control y el capitán anunció que emprendía otra vuelta”, explicó en directo el corresponsal de la televisión pública rusa Rossia 24.

Los investigadores del Comité de Instrucción de Rusia trabajan sobre todas las versiones posibles, “entre estas un error de la tripulación del avión, un fallo técnico de la aeronave y las malas condiciones meteorológicas”, señaló el portavoz de ese órgano judicial, Vladimir Markin.

El vuelo FZ 981 procedente de Dubái sobrevolaba el aeropuerto de Rostov del Don en unas condiciones meteorológicas muy adversas, en medio de una densa niebla, lluvia y un fuerte viento lateral, con rachas de hasta 70 kilómetros por hora.

Los servicios de rescate trabajaron en la recogida de los cuerpos de los 55 pasajeros y 7 tripulantes fallecidos en la tragedia, que al parecer quedaron muy dañados en el accidente.

Las muestras de dolor y solidaridad no se hicieron esperar por parte de los rusos. | EFE


“El avión quedó hecho añicos. En estos momentos los expertos trabajan en la localización de los restos del Boeing y de los fragmentos de los cuerpos humanos”, reveló una fuente en los servicios de emergencias rusos.

QUIÉN ERA LAURA DE LA CRUZ

Como una mujer llena de sueños, atenta, amable, una gran hermana y la mejor de las hijas, calificó Wulfran De la Cruz a Laura Patricia. “La niña consentida de la casa”, manifestó en medio del llanto. Cuenta el progenitor que el espíritu emprendedor de Laura la motivó a no perder tiempo y a esforzarse en gran manera para sacar adelante a su familia.

Tan pronto se graduó de bachiller en el colegio Ambrosio Plaza de Sabanalarga, ingresó en el Centro Cultural Colombo Americano de Barranquilla para perfeccionar el inglés.

Posteriormente viajó a la capital del país donde estudió en la Aeronáutica Civil de Bogotá y se convirtió en auxiliar de vuelo. Fue allí en la Aerocivil donde conoció a Santiago Diez, de 30 años, su pareja sentimental con la que vivía en un apartamento que le asignó la aerolínea Fly Dubái, en Dubái.


Laura De La Cruz y su esposo Santiago Diez


Santiago también es auxiliar de vuelo y trabaja para Fly Emirates desde hace cuatro años.

El cónyuge, al enterarse del trágico hecho, entró en una crisis emocional y tuvo que ser recluido de urgencia en una clínica de Dubái.

Antes de que Laura se radicara en el continente asiático, arrancó haciendo sus primeras horas de vuelo en la aerolínea Aires, cuya razón social cambió hace algunos años a Lan Airlines. Allí trabajó tres años.

“Ahora recuerdo que una vez le tocaba viajar a San Andrés, pero por alguna razón no viajó. Ese vuelo tuvo un percance al aterrizar , y mi hija se salvó en esa ocasión”, recordó el compungido padre.

LA TRÁGICA LLAMADA

Cuando Raúl José De la Cruz Roca, hermano menor de Laura, terminaba uno de las toques con el conjunto vallenato del cual es miembro, una llamada lo sorprendió a la 1:00 de la madrugada de ayer.

Era un compañero de trabajo de su hermana, de la aerolínea Fly Dubái.

“Le dio la trágica noticia y mi hijo no sabía ni qué pensar y tampoco sabía si creer o no que Laura hubiese muerto en un accidente aéreo. Inicialmente no lo creímos, guardamos las esperanzas. Pe-ro en la mañana (ayer) otra compañera nos confirmó lo que pasó”, expresó entre lágrimas el padre.

Justo el pasado viernes, a las 12:30 del mediodía conversó vía WhatsApp con su hermana Celia De la Cruz, de 30 años, y solo se limitó a decir que se encontraba muy agotada, que acababa de llegar de un vuelo y que los llamaría el sábado, pero esta llamada por obvias razones jamás llegó.


Familiares y amigos de Laura lloraban desconsoladamente por la partida de Laura. | Jhonny Olivares


El atribulado padre refirió a manera de anécdota que Laura en sus últimas vacaciones estuvo en Sabanalarga, municipio del centro del Atlántico, donde vivió su infancia.

“También estuvo en Valledupar donde vivió parte de su adolescencia; en Bogotá, donde saludó y se despidió de la familia de su esposo; y en Barranquilla, donde paseó y se divirtió hasta el 20 de enero que lo tocó retornar a Dubái. Mi hija hizo un viaje sin regreso. Se marchó para siempre. En el corazón de todos los que la amamos vivirá eternamente”, expresó apesadumbrado el padre Wulfran De la Cruz Ojeda.

El hermano Raúl José y la madre, Luz Marina Roca, que vive en Aruba, se trasladarán hoy hasta la ciudad de Rostov del Don, de Rusia, donde se presentó el siniestro, para llevar a cabo las diligencias que permitan repatriar los restos mortales dea Laura Patricia De la Cruz Roca.

Algunos datos clave:

Sigue esta y otras historias en nuestro FanPage

 


 

Te puede interesar

Compártelo en:
Construido para ti con info de: