A Marlon “le querían dejar la cara como el Guasón”, Fiscal del caso
El titulo es:A Marlon “le querían dejar la cara como el Guasón”, Fiscal del caso
Foto detalle: 
Los procesados por la tortura, asesinato y empalamiento de Marlon durante la audiencia | John Robledo
aldia_web
Germán Corcho Tróchez

A Marlon “le querían dejar la cara como el Guasón”, Fiscal del caso

5.5K

Hijo de Marilin Alonso declaró que ella y su expareja, Jonathan Freyder, participaron en el asesinato de Marlon Muñoz.

Una de las evidencias que posee la Fiscalía en la investigación por el brutal asesinato del ayudante de obras Marlon Mario Muñoz Cepeda, cuyo cadáver fue empalado y tirado cerca de una bodega en Barrio Abajo, es el testimonio de un hijo de Marilin Alonso Bohórquez.

“Yo te dije que me las iba a cobrar”, declaró el adolescente (17 años) a la Fiscalía sobre lo que le manifestó Alonso cuando el pasado sábado llegó a una casa abandonada del barrio Rosario donde ella y Jonathan Freider Zabaleta, al parecer, participaron en la muerte de Muñoz.

El relato del menor fue revelado este martes por el fiscal 11 de la URI en la audiencia de imputación de cargos contra Alonso (34 años) y Freider (28), capturados este lunes en un allanamiento que agentes de CTI y la Sijín realizaron a la vivienda situada en la calle 48, entre carreras 44 y 45.

Tanto el crimen como el intento de deshacerse del cadáver sucedió en la localidad Norte Centro Histórico. 

Rostro desfigurado

 En videos de cámaras de seguridad instaladas en la carrera 53, entre calles 41 y 42, sector ‘Chambacú’ de Barrio Abajo, se observa que la noche del sábado un hombre y una mujer llegan al sector con una carretilla.

Una cámara grabó a una pareja cuando llevan en una carretilla un bulto, el cual era el cadáver de Muñoz.

Una cámara grabó a una pareja cuando llevan en una carretilla un bulto, el cual era el cadáver de Muñoz | EL HERALDO

Las imágenes recopiladas por las autoridades muestran que, a las 11:52 p.m.,la pareja frena en seco a un lado de un árbol, voltean el rudimentario vehículo y allí abandonan algo pesado. 

A la mañana siguiente del domingo, a las 9, recicladores que frecuentan la zona se toparon con el cuerpo inerte de un hombre,al rebuscar en un bulto de una polisombra negra y sacos industriales blancos. 

En Medicina Legal, adonde fue llevado por peritos forenses del CTI, se estableció que fue empalado con un palo de escoba. También, heridas con arma blanca y contundente en la cabeza, el cuello y la cadera, y cortes desde la comisura de los labios hasta las orejas, y que “le desfiguraron el rostro para que pareciera un personaje de caricaturas, alias el ‘Guasón’”, afirmó el funcionario acusador en la diligencia cumplida en la sala 7 del Centro de Servicios Judiciales, ante el juzgado 17 penal municipal. 

“Tremendo problema”

 A las 6:30 de la tarde, policías del cuadrante del Centro recibieron la llamada de una mujer que se identificó como María Bohórquez Orozco,quien les contó que media hora antes había hablado con su hija, Marilin. 

“Estoy metida en tremendo problema, en mi casa mataron a Marlon; participaron mi hijo y un amigo”, confesó Bohórquez Orozco a los uniformados sobre el diálogo telefónico que tuvo con Marilin. 

La información fue transmitida al fiscal 11, que acompañado de un grupo de investigadores del CTI, la Dijín y la Sijín efectuaron a la medianoche un primer allanamiento al inmueble #44-127, en Rosario. 

“Contactamos a la mamá y al hijo, y esa misma noche se allanó la casa y se encontró una horrenda escena del crimen”, recordó el fiscal. 

Hallaron traperos lavados, paredes recién pintadas de la mitad hacia el piso ycon salpicaduras color rojo en la parte alta, recipientes con pintura blanca y un exacto.“Y estaba una pareja, durmiendo; según los analistas de la Dijín, bien drogados”, aseveró el delegado 11 URI. 

Buscó la muerte

Familiares de Marlon Muñoz contaron a las afueras de la sala de audiencias que manejaba perforadoras de suelo y también era conductor.

También recordaron que hace unas dos semanas Marlon les contó que sospechaba que Alonso y su hijo querían matarlo.

“Me dijo que no le dijera a mi mamá, (...) y yo le dije: Marlon, deja a esa vieja que te va a salir matando; ya (el hijo) me dijo que la mamá no quiere nada contigo y que si tú la buscas, te va a salir jodiendo”, recordó Rodolfo Cepeda Barrios, hermano del fallecido. (Ver: “Ella dijo que si Marlon no la dejaba, lo iba a matar”). 

En la audiencia, el fiscal añadió que Muñoz se había mudado el martes de la semana pasada a la residencia donde, según las evidencias, lo mataron y torturaron. 

“Tenía cuatro días de vivir ahí. Fue a buscar la muerte porque vivía tranquilito con su hijo y su hija en la calle 43 con carrera 46”. 

Problema sexual

Para las autoridades en el crimen estuvieron implicadas al menos dos personas más, además de Marilin Alonso y su expareja Jonathan Freyder.

Ese vínculo amoroso sería el detonante del asesinato de Muñoz: mantenía una rivalidad con Freyder, debido a que seguía frecuentándose con la mujer para compartir su adicción por el consumo de estupefacientes. 

Según el relato del adolescente, su progenitora le contó que el jueves anterior Muñoz había “abusado sexualmente” de ella luego de echarle un sedante en una bebida. “Mi mamá estaba muy enojada y drogada, me dijo que Marlon la violó, que no se iba a quedar con esa, que lo iba a matar”. 

Pese a que no se han descartado otras hipótesis, el fiscal recalcó que por ahora se cree que el ataque y homicidio del ayudante de obras tiene sus raíces en “un problema sexual”. 

El testigo manifestó que hacia las 7 de la noche del sábado llegó a la casa en Rosario y al ingresar pisó un charco rojo. 

Rodolfo Cepeda, hermano.

“Lo primero que vi fue un saco en la mitad de la sala, yo sentí que pisé un charco, mire hacia abajo y vi algo rojo; y le dije a mi mamá: ¿Marilín, esto qué es?”, preguntó a su mamá. 

“Eso es Marlon el que está ahí metido, ¿no te acuerdas que te dije que me las iba a cobrar?”, le respondió. A su lado, Freyder agregó:“Yo a tu mamacita te dije que la hago respetar, mira a la gonorrea que está ahí metida¨

La reconstrucción de los hechos apunta a que Alonso, estando en el inmueble, fue atacado por la espalda. “Lo golpearon en la cabeza, pero no sabemos si le introdujeron el palo en el recto cuando ya estaba muerto, Dios quiera que haya sido así”, sostuvo el fiscal. 

Alonso y Freyder no aceptaron el delito de homicidio agravado que, en calidad de coautores, les fue imputado. 

Por solicitud del representante de la Fiscalía, el juez 17 ordenó recluir a la mujer en la cárcel El Buen Pastor y al hombre, en la Penitenciaría de El Bosque.

“Ella dijo que si Marlon no la dejaba, lo iba a matar”

A las afueras de la sala de audiencias, Rodolfo Cepeda Barrios lamentó que su hermano Marlon carecía de voluntad para alejarse de Marilin Alonso. Incluso, le permitía dormir en casa de su mamá, donde normalmente residía. 

“Ella le dijo al pelao (hijo) que si Marlon no le dejaba la vida en paz, lo iba a salir matando (...); él me dijo: sí, sí, la voy a dejar quieta”, recordó del diálogo que tuvo hace unas dos semanas con su hermano. 

“El primer día no la metió; al día siguiente en la noche ya ella estaba ahí; al día siguiente cuando salí, ella ya se había ido, él no me dijo nada porque sabía que le iba a decir que estaba jodido, que por qué dices que no la vas a meter, si no cumples; que no nos quieres demostrar que quieres cambiar”. 

Sobre los móviles del homicidio, Cepeda Barrios no dudo en atribuirlo a la rivalidad con Freyder por Alonso.“Hasta donde tengo entendido, esa mujer ellos la peleaban, el detenido y mi hermano”.

Te puede interesar

Compártelo en:
Construido para ti con info de: