Les contamos por qué hasta el mejor orgasmo también deprime
El titulo es:Les contamos por qué hasta el mejor orgasmo también deprime
Foto detalle: 
Al menos al 10% de las personas sufre este tipo depresión una vez en la vida.
aldia_web
Don Juan Casanova

Les contamos por qué hasta el mejor orgasmo también deprime

182

El sexo ni siquiera tiene que ser excelente para hacerte sentir feliz, basta con estar presente en el momento para sacarle provecho.

Se supone que después del sexo tu cuerpo y mente deberían experimentar un espectáculo de fuegos artificiales, abrazos y besos estilo película romántica, acompañados de la satisfacción que llega después de un trabajo bien hecho, pero aunque quisiéramos, este escenario hollywoodense no siempre es el caso.

Al respecto una lectora nos escribió lo siguiente: “Apreciado Don Juan, de un tiempo para acá he comenzado a sentirme deprimida luego de tener relaciones sexuales con mi pareja. ¿Qué podría hacer para acabar con esta sensación que ha comenzado a generar conflictos en la relación sentimental?”. 

Existe un fenómeno denominado disforia postcoital, mejor conocido como depresión postsexo, en el que aun después del mejor orgasmo de tu vida, puede llegar a ti un sentimiento de tristeza que va desde unos segundos de vacío, hasta varias horas de melancolía sin razón aparente.

Si lo has sentido, antes de que cunda el pánico te explicamos la posible causa de ello.

El orgasmo es un cóctel de hormonas servido a tu mesa, con todo y sombrillita tropical, tentador, delicioso y después del primero no puedes decirle no a otro y esto se debe a que la dopamina, la endorfinas y la oxitocina trabajan en conjunto para aumentar tu buen humor al máximo, pero como es natural, todo lo que sube tiene que bajar.

Después que las hormonas del amor se dispersan y tu mente regresa a su estado normal, puedes tener la impresión de tristeza, lo que le sucede al menos al 10% de las personas una vez en la vida, algunas con más frecuencia e intensidad que otras.

La solución aquí y ahora

Si encajas en ese desafortunado porcentaje que resiente las caídas hormonales, te alegrará saber que el sexo ni siquiera tiene que ser excelente para hacerte sentir feliz, basta con estar presente en el momento para sacarle provecho y combatir la depresión postcoito.

Por eso es importante que no te dejes vencer por esos segundos o minutos de caída, si lo piensas desde un ángulo positivo, se debieron a algo bueno y si quieres intentar sentirlos menos, la cura puede ser tan simple como evitar las distracciones, dudas, pensamientos externos y cualquier tipo de juicios, incluido el ¿me veo bien desnuda?

Y no lo olvides, una relación de pareja la conforman dos personas, busca apoyo en él para afrontar esos momentos.

Te puede interesar

Compártelo en:
Construido para ti con info de: