“No me gusta que me digan diva, esa etiqueta me incomoda”: Amparo Grisales
El titulo es:“No me gusta que me digan diva, esa etiqueta me incomoda”: Amparo Grisales
Foto detalle: 
Amparo Grisales llegó ayer a 63 años. Ella sigue vigente dentro de la industria del entretenimiento.
aldia_web
Jonathan Díaz Cárdenas

“No me gusta que me digan diva, esa etiqueta me incomoda”: Amparo Grisales

243

La primera actriz llegó a los 63 años y sigue más vigente que nunca.

Pese a que muchos la llaman la única diva de la televisión colombiana, Amparo Grisales, confiesa que esa es una etiqueta que no le gusta. Ella quiere ser recordada como esa primera actriz que fue capaz de ir creciendo por medio de grandes personajes como Eloísa en La María (1972), Inés de Hinojosa, en la telenovela Los pecados de Hinojosa (1988) o Lucrecia en la serie Las Muñecas de la mafia.

Esta manizaleña que ayer llegó a los 63 años, se ha caracterizado por despertar todo tipo de pasiones. Muchos la admiran por su belleza y talento actoral, mientras que otros la critican por su fuerte carácter y sinceridad, el cual sale a relucir en en Yo me llamo, reality musical que comenzará el próximo martes a las 9:00 p.m.

‘Amparito’ como le dicen de cariño es la única del cuerpo del jurado que ha estado presente en las seis temporadas. AL DÍA asistió a la premier de Yo me llamo que se cumplió este jueves en Bogotá y habló con esta gran figura de la farándula criolla.

 Ha estado en todas las temporadas de Yo me llamo ¿se siente la decana de este reality?

Me siento parte del embrión de Yo me llamo, es muy enriquecedor tanto para los participantes como para mí esta experiencia. Me ha tocado tener de compañeros a jurados con esencias diferentes, con muchos ha habido química, con algunos ninguna; no es fácil compartir este rol con los demás, así que he aprendido mucho en cuanto a tolerancia y silencio. Aquí también hay mucha discrepancia porque yo defiendo la escuela a capa y espada. Este reality es diferente porque los participantes son empíricos, los sacamos de todos los rincones de Colombia para hacerlos crecer a nivel artístico. Por aquí pasó un Nino Bravo que llegó con muchos kilos y luego en la escuela lo hicimos adelgazar. También a una Shakira que no movía nada y hoy es tremenda bailarina.

Hay un nuevo integrante que es Jessi Uribe ¿Cómo ha sido trabajar con él esta temporada?

Pues muy bien, los desapegos no son fáciles, uno se va acostumbrando por ejemplo a Ernesto Calzadilla y a Pipe Bueno, los voy a extrañar mucho. Eso no quiere decir que no les dé la bienvenida a Calero y a Valerie, porque son muy profesionales y hacen su aporte a la presentación. Jessi me parece un gran cantante, es el rey de la música popular actual, guía muy bien a los participantes, así que me he estado amoldando a él. Quizás él quiere que los concursantes lleguen perfectos, porque él estuvo en dos realitys como participante, pero aquí pondera la evolución. A veces me critican mucho, pero es que soy enemiga de la mediocridad.

¿Qué es lo bueno, lo malo y lo feo que le ha dejado su paso por Yo me llamo?

Lo bueno es que he podido compartir con una cantidad de gente maravillosa con la que hemos crecido. Muchos al inicio decían que yo no sabía de música, pero creo que primero aprendí la escala musical que a actuar. Cuando niña estuve cantando en un conservatorio. Aquí en Colombia a los actores no les dan la oportunidad de cantar, siempre te quieren matar de entrada y eso no pasa en Argentina o en México, allá los actores son cantantes, los promueven y el pueblo los arropa. También dentro de lo bueno está que he aprendido a conocer otros géneros musicales, otras épocas, he tenido recordación de mis padres, también he aprendido a conocer el flow, el reguetón que tanto le gusta a los millennials y centennials. A mi generación como digo yo, a los de 125 años, les fascina que salga un Gardel o Daniel Santos, mientras que los jóvenes gozan con un Maluma. En cuanto a lo malo pues extrañaré a grandes personas como Ernesto Calzadilla y a Pipe Bueno. Afortunadamente aún no tengo un feo recuerdo.

¿Qué personaje no ha podido encontrar?

Hay personajes que son muy difíciles de imitar porque uno los conoce de muy cerca y tienen un carisma muy especial como Carlos Vives por ejemplo. Hay personajes de tantas épocas que me gustaría encontrar como Raphael, se han presentado muchos, pero no han podido, el mismo Julio Iglesias, creo que él único que lo hace es Camilo Cifuentes (risas).

También la estamos viendo en la serie Las muñecas de la mafia 2 ¿Qué nos puede decir de su personaje de Lucrecia?

Este personaje llegó en el mejor momento de mi carrera porque hay una gran madurez profesional y Lucrecia es un personaje muy complicado. A mí no me importa si salgo bonita o no, porque quiero quitar ese estigma de que la diva no actúa, sino que quiere salir bonita y eso es falso, eso me parece una falta de respeto porque yo he hecho muchos personajes que han sido galardonados, que la gente la gente recuerda y que no soy Amparo Grisales, por eso no me gusta que me digan diva, esa etiqueta me incomoda, para mí lo importante es el talento y yo he madurado a través de mis personajes.

¿A nivel actoral que proyectos se vienen para usted?

Ahora con Yo me llamo no tengo tiempo de nada, solo de pensar en música y estar muy enfocada, yo no puedo tener varios focos al mismo tiempo, a mí me gusta estar enfocada en lo que estoy y no dispersarme porque eso es lo que te vuelve un poco mediocre.

 

Aquí se habló de:

Te puede interesar

Compártelo en: