El bendito Junior, la dura columna de Hugo Illera
El titulo es:El bendito Junior, la dura columna de Hugo Illera
Foto detalle: 
German Cano marcó los dos goles del Medellín. | Al Día
aldia_web
Hugo Illera

El bendito Junior, la dura columna de Hugo Illera

942

Ya han pasado 15 torneos de Liga y la octava estrella se sigue aplazando.

Esta vez hubo huevos, pero ni siquiera ponerlos fue suficiente. El Junior quedó eliminado en una misma semana de Copa Libertadores y Liga Águila. Ya le había pasado lo mismo en diciembre pasado cuando lo eliminaron de Copa Suramericana y Liga.

Esta vez al perro lo caparon dos veces. Y algo más diciente, las eliminaciones presentes ocurrieron en casa. Con Boca en una noche que pudo ser para la historia y ante Medellín con una derrota 1x0 que, finalmente, peso toneladas.

Espero que los señores Char no actúen a la ligera para volver a tener los mismos resultados. Ya han pasado 15 torneos de liga y la octava estrella se sigue aplazando. Lo que acaba de pasar es responsabilidad de los jugadores contratados como estrellas rutilantes con salarios millonarios y rindieron como jugadores de la B y de salario mínimo.

Al Junior le pasó en Medellín lo de los malos estudiantes en el examen final. Pero era que ya le había pasado para clasificar, que lo hizo en la última fecha, y no todos los días son días de Santa Lucía.

Tienen que convencerse los dueños del equipo, que para tener resultados diferentes hay que hacer cosas diferentes. Buscar un DT como Jorge L. Pinto es seguir la misma idea y pocos resultados. Me contaron que uno de los Char lo quiere traer sí o sí.

Que en los planes está el regreso de Macnelly Torres y la contratación Alexis Henríquez, Juan Camilo Angulo y Matías de los Santos. O sea, más de lo mismo. Para Pinto debe ser fácil ofrecerse y decir que anhela volver cuando la última vez dejó al Junior botado detrás de un sueño. Hoy, que está desempleado, el sueño es Junior.

Lo que el Junior necesita es un técnico extranjero con ideas frescas de cómo preparar y montar un equipo. Y de poner a rendir a aquellos que, si ganan, empatan o pierden les da igual. Es que el único conchudo no es el Mudo Rodríguez…

Te puede interesar

Compártelo en: