Joven muere 48 horas después de salir del Ejército
El titulo es:Joven muere 48 horas después de salir del Ejército
Foto detalle: 
Kevin Junior Polo Mier y su tía Jazmín Polo. | Al Día
aldia_web
Andrés Gaitán García

Joven muere 48 horas después de salir del Ejército

2.6K

El joven tenía 19 años y vivía en el barrio La Luz.

Una explicación exigen los familiares de Kevin Junior Polo Mier, de 19 años, quien falleció de una misteriosa enfermedad en la Unidad de Cuidados Intensivos, UCI, de la Clínica Medrano, en el norte de Barranquilla.

El cadáver de Polo Mier ingresó en la mañana de ayer a Medicina Legal y los médicos determinarán la causa de la muerte. El fallecimiento ocurrió la tarde de este lunes, 25 de junio. Jazmín Polo, tía del joven, contó que su sobrino partió el 1o. de mayo para Carepa (Antioquía), donde se incorporó al Batallón de Infantería No. 46 ‘Voltígeros’.

Kevin vivía con sus familiares en el barrio La Luz, carrera 20 con calle 6, en la capital del Atlántico. El 12 de junio el muchacho se comunicó con sus familiares, les manifestó que estaba bien y se sentía muy alegre porque estaba cumpliendo 19 años en el seno de la institución a la que tanto había querido ingresar.

La desgracia empezó al otro día, miércoles 13 de junio, cuando Jazmín recibió la llamada de un cabo de apellido Perdomo, quien le manifestó que la milicia no podía seguir haciéndose cargo de su sobrino, porque padecía de extraños dolores de cabeza, había dejado de comunicarse con sus semejantes y estaba aislado de su entorno.

Díez días después, el 23 de junio, a las 6:00 de la mañana, Jazmín recibió una nueva llamada del mismo cabo Perdomo, quien se limitó a decirle que estuviera pendiente de Kevin porque lo habían mandado en un bus con dos soldados. El militar cerró la llamada sin dejarla replicar, agregó la mujer.

El joven barranquillero llegó a las 9:00 de la noche a la Termina de Transporte acompañado de dos soldados, quienes lo entregaron a sus familiares e inmediatamente se devolvieron para Carepa sin dar explicaciones. “No nos dieron ningún documento, ni siquiera un acta que certificara las causas por las cuales no le permitían continuar en el Ejercito. Mi sobrino estaba sucio, orinado, no hablaba, estaba muy mal, y ni siquiera tenía sus documentos de identidad. Fue muy doloroso enviarlo bien y que me lo devolvieran como un vegetal”, denunció Jazmín.

Desde entonces los familiares no han podido comunicarse con nadie del Ejército. En la última llamada que le hicieron al cabo Perdomo este les dijo que no se iba a dañar su hoja de vida, les colgó y no les volvió a responder. “Me lo llevé para la casa, cuando llegamos empecé a bañarlo y al lavar sus partes empezó a gritar, tenía el miembro amoratado y pegado con goma, sus testículos estaban muy hinchados, en verdad es terrible, no puedo describir las condiciones en las que me lo devolvieron, como si lo hubieran torturado, le pregunté ¿qué te hicieron? ¿Qué te pasa? pero no respondía nada”, afirmó la mujer.

Haciendo un gran esfuerzo económico los parientes llevaron a Kevin como paciente particular a la clínica Medimás, en La Cordialidad con carrera 18, donde empeoró y convulsiono. Al otro día lo trasladaron a la clínica Julio Medrano (calle 79 con carrera 49) donde falleció en la Unidad de Cuidados Intensivos de un paro cardiorrespiratorio.

“No lo alcanzaron a llevar a otro hospital donde le iban a hacer un TAC para determinar qué le había pasado en el cerebro”, se lamentó Jazmín. Kevin Junior Polo Mier era el segundo de cuatro hermanos y hasta que se fue para el Ejército su salud era excelente. Bachiller del colegio Calixto Álvarez, aspiraba a ser abogado.

Estaba graduado en el Sena como auxiliar de gestión administrativa. Por ahora a sus familiares solo le queda esperar a que Medicina Legal reporte las causas de su fallecimiento, para que sus allegados puedan buscar los mecanismos legales para hacer justicia.

Te puede interesar

Compártelo en: