La mataron de 10 puñaladas en el rostro mientras dormía
El titulo es:La mataron de 10 puñaladas en el rostro mientras dormía
Foto detalle: 
Carmen residía en la calle 68B No. 25B-67, barrio San Felipe. | José Capela
aldia_web
Luis Miguel Arango

La mataron de 10 puñaladas en el rostro mientras dormía

13.9K

El hecho ocurrió en el barrio San Felipe. Carmen Riccioli Castro fue ultimada por un venezolano al que le dio posada.

Lo que pintaba como un año de mejores posibilidades en la vida de Carmen de Jesús Riccioli Castro, lo truncó abruptamente la muerte. La mujer, de 58 años, fue asesinada de manera brutal a cuchilladas y golpes de martillo en la cabeza, por un sujeto al que le había dado empleo y residencia en su casa.

Riccioli Castro dormía en su habitación cuando el asesino ingresó y le propinó 10 puñaladas en el rostro. Las heridas fueron tan contundentes que la fémina murió desangrada sobre su cama.

El hecho se conoció a las 6:30 de la mañana de ayer, cuando uno de los hermanos de la víctima llegó a la vivienda de esta, calle 68B No. 25B-67, barrio San Felipe. “El que encontró el cuerpo de Carmencita fue mi hermano Martín, porque él trabajaba con ella y se presentó temprano para ayudarla”, aseguró Argénida Riccioli, hermana de la occisa.

Martín tocó la puerta de Carmen y en vista de que nadie le respondía acudió a la patrulla policial del cuadrante para indagar qué ocurría. “Les tocó volarse por el callejón, una vez dentro encontraron el cadáver”, añadió otra pariente.

Escena del crimen

AL DÍA conoció lo que hallaron las autoridades en la escena del crimen, además de una de las hipótesis de cómo ocurrieron los hechos y el testimonio de un vecino. Los restos de Carmen de Jesús reposaban envueltos en una sábana que la cubrían desde las rodillas a la cabeza. Cerca de la cama había dos platos de comida con cubiertos, y varios pares de chancletas de tallas similares, pero modelos diferentes, de hecho un par de chanclas parecen ser de hombre.

Las paredes contiguas a la cama, sobre todo la del cabecero, quedaron salpicadas de sangre, por lo que se presume la violencia con la que fue atacada la dama. También hallaron una machetilla y un martillo con el que le dieron golpes a la víctima.

“Poco antes de la medianoche escuchamos una especie de discusión, pero no creímos que fuera algo grave, después se calmó todo”, dijo un vecino del sector a los investigadores judiciales.

Hipótesis judicial

De acuerdo con la hipótesis judicial pasada la medianoche Carmen se durmió, y se cree que a eso de la 1:30 de la madrugada el victimario ingresó a la habitación: “Contamos unas 10 puñaladas en el rostro”, expresó un uniformado a este medio. Se cree que el móvil del asesinato sería el hurto del dinero del negocio de la víctima.

“Todo indica que es una persona extranjera la que abusó de la confianza de la mujer y la asesinó. Un vecino contó que antes de la medianoche escuchó gritos y luego vio salir de la vivienda a un hombre, el cual iba disfrazado de mujer”, informó el coronel Yecid Peña, comandante operativo de la Policía Metropolitana.

“Tenemos a un sospechoso individualizado y trabajamos en procura de conseguir la orden de captura”, continuó el coronel Peña.

Sospechoso y pista

Carmen de Jesús Riccioli Castro, oriunda de Valledupar, llevaba tres años de residir en Barranquilla tras un paso por Panamá, país en el que convivía con su única hija, una joven de 25 años.

Riccioli cumplió el pasado 1o. de enero un mes de haberse mudado a la calle 68B No. 25B-67, donde pretendía consolidar un negocio de repostería, dedicado a la producción de alimentos precocidos, como deditos, empanadas y similares.

Al parecer todo marchaba bien en el negocio, pues los vecinos dicen que tenía como cuatro empleados que le ayudaban a repartir los productos en las tiendas y casas de familia.

“Hasta el último día que la vi (4 de enero), mi hermana vivía sola y aunque tenía varios empleados, al parecer le iba dar posada a alguien para tener más ayuda y compañía en el negocio”, precisó Argénida. Según las autoridades dicho inquilino es de nacionalidad venezolana, y está identificado como Daniel Silva, aunque hasta el momento no se ha podido establecer que él sea el culpable o tenga algo qué ver, más allá de que ayer estuviera ausente cuando hallaron el cuerpo de Carmen.

“Quien sea el homicida tuvo que haber estado dentro de la casa desde la noche anterior a la madrugada del crimen o por lo menos tener llaves de acceso para cometer el homicidio, pues ninguna de las puertas está forzada”, agregó una fuente judicial. Este medio también conoció que a Carmen se le había extraviado un juego de llaves desde el pasado 31 de diciembre, lo que sería una pista para dar con el responsable.

Según la Policía, este es el cuarto caso en los últimos siete meses en los que personas se aprovechan de la confianza de sus empleadores para atentar contra ellos. “Tres de estos hecho tuvieron desenlace fatal: uno en Malambo y dos en el sur de Barranquilla”, puntualizó el coronel Peña.

Te puede interesar

Compártelo en:
Aquí se habló de:
Construido para ti con info de: