Motorizados lo matan a tiros en el comunitario
El titulo es:Motorizados lo matan a tiros en el comunitario
Foto detalle: 
El pistolero que hizo el atentado se aseguró de que su víctima no tuviera ninguna oportunidad de reaccionar al ataque.
aldia_web
Redacción ALDIA

Motorizados lo matan a tiros en el comunitario

504

Tenía domiciliaria y se dijo que hizo parte de ‘los Costeños’.

De dos certeros balazos, uno de ellos en su cabeza y el segundo en el brazo izquierdo, fue asesinado cuando eran aproximadamente las siete dela noche del pasado viernes Erwin Mohamed Granados Name, cuando se encentraba en uno de los sectores populares de Riohacha y al parecer había salido con destino a la casa donde estaba residenciado desde hacía varios meses.

De este joven, las autoridades indicaron que se encontraba con detención domiciliaria desde hacía cerca de un año, luego de que se viera involucrado en un atentado criminal en el que varios pistoleros dispararon contra un joven en el barrio Las Flores de Barranquilla, al parecer  en cumplimiento de una orden emanada del grupo criminal ‘los Costeños’, el cual estaba operando en Barranquilla y tenía su mayor centro de acciones criminales en el sector Las Flores.

Un familiar que pidió reservar su identidad, dijo a este diario que Erwin tenía cerca de ocho meses de estar en Riohacha, y estaba trabajando en un almacén al lado de su mamá y otras personas, luego de que consiguiera el beneficio jurídico en la capital de Atlántico, tras la captura que le habían librado en el municipio Tenerife (Magdalena) en 2017, zona a la que se fue a refugiar tras los hechos de sangre en los que habría participado con tres sujetos más para atentar contra la vida de Jariel Alfredo López Licona, de 22 años, que se habría negado a pertenecer o colaborar con la estructura criminal del grupo ‘los Costeños’ y por eso habrían ordenado su crimen.

La familia del joven indicó ayer que pese a ser barranquillero, su sepelio se realizará en Riohacha y estaban haciendo las diligencias desde la mañana de este sábado con el objeto de llevarlo hasta su última morada en la capital de La Guajira.

Algunos allegados y familiares consultados dijeron que ellos desconocen qué pudo pasar, ya que Granados desde que se vino a La Guajira no había tenido tropiezos con nadie, no había peleado, ni había sido amenazado y solo estaba dedicado a atender el almacén de repuestos de moto con su mamá y otras personas.

Indicaron que el viernes cerraron el almacén y habían salido con destino a su casa, pero no se explican el porqué se había quedado tan distante de la residencia ni por qué lo balearon.

Una versión conocida ayer indicaba que el joven estaba caminando al lado de otro hombre por la calle 37 con la carrera 12A, barrio Comunitario, aparecieron dos hombres en moto y uno de ellos le disparó justo  a Erwin Mohamed, sin causar daño al otro desconocido y se marcharon del sector.

Te puede interesar

Compártelo en: