Niño de 11 años murió por una bala perdida en intercambio de disparos
El titulo es:Niño de 11 años murió por una bala perdida en intercambio de disparos
Anuncio
aldia_web

Vas por aquí

Foto detalle: 
Jonathan López fue detenido con una herida en una pierna.
aldia_web
Redacción ALDIA

Niño de 11 años murió por una bala perdida en intercambio de disparos

822

Uno de los asaltantes cayó con un disparo en una pierna con orificio de salida en el glúteo.

La vida de Fabricio David Acosta Miranda, de 11 años, fue segada por una bala perdida que lo impactó mientras jugaba con otros niños en la puerta de su casa, como resultado de un intercambio de disparos entre unos presuntos delincuentes en moto y patrulleros de la Policía, luego que asaltaran un negocio de comidas rápidas.

Los hechos que desencadenaron la muerte del menor de nacionalidad venezolana, pero de madre cienaguera, comenzaron a las 10:30 de la noche del domingo, hora en que cuatro atracadores en dos motos asaltaron un negocio de comidas rápidas, ubicado en la Avenida Donado (Carrera 13) entre calles 24 y 25, en el sur de Ciénaga, huyendo con $250.000 pesos en efectivo y tres teléfonos celulares.

Cometido el atraco, una patrulla de la Policía inició la vertiginosa persecución de dos de los autores del robo, tras ser alertados de lo ocurrido por el administrador del local, siendo atacados a tiros por el parrillero de la moto que seguían, identificada con la placa PCZ-56C, lo que llevó a los uniformados responder el fuego.

HERIDA LETAL

Y fue precisamente uno de los proyectiles en el intercambio de disparos, el que alcanzó a Acosta Miranda en la axila izquierda, saliendo por la axila derecha e incrustándose en el brazo, quedando tendido en la acera frente a la vivienda de su abuela, la líder comunitaria Ana Buelvas Cañate, ubicada en la calle 24 con carrera 8, del barrio Córdoba.

De inmediato, los familiares de Fabricio lo trasladaron hasta la unidad de urgencias de la Fundación Policlínica de Ciénaga, en la que falleció minutos después de haber ingresado. La inspección técnica del cadáver estuvo a cargo de criminalistas del CTI, quienes trasladaron el cuerpo a la morgue local para la necropsia de rigor. Así mismo, retuvieron las pistolas de dotación de los patrulleros implicados, para determinar mediante un estudio balístico de qué arma salió la ojiva asesina.

Mientras la vida del infante se escapaba a borbotones, la persecución de los asaltantes terminó en el parque del barrio Santa Inés, donde los uniformados hallaron la motocicleta abandonada y manchada con sangre, lo que les indicó que uno de ellos resultó herido.

De acuerdo con el CTI, la moto hallada es la misma que fue utilizada el pasado lunes 17 de septiembre, en el atentado a tiros en el que resultó herido en la espalda Nally Faruth Martínez Cantillo, también en el barrio Santa Inés, hecho que quedó registrado en cámaras de seguridad, lo que permitió la identificación de la moto.

ATRAPARON A UNO

Por su parte, investigadores de la Sijín comenzaron a cerrar el cerco en torno a los presuntos asaltantes, lo que permitió la captura de Jonathan de Jesús López Samper, de 21 años, quien presenta una herida de bala en una pierna derecha, con orificio de salida en el glúteo.

López fue aprehendido ayer a las 2:20 de la tarde, por patrulleros de la vigilancia mediante registro voluntario, en una vivienda ubicada en la calle 11 entre carreras 1 y 2 del barrio Las Delicias, siendo llevado inicialmente al Hospital San Cristóbal para ser valorado, antes de ser presentado ante la Fiscalía indiciado por el delito de porte ilegal.

Según el coronel Gustavo Berdugo, comandante de la Policía Metropolitana de Santa Marta, López Samper también queda vinculado a la investigación por el hurto en el establecimiento de comidas rápidas y la muerte del menor.

Con información de: Gerardo Correa M.

Te puede interesar

Compártelo en: