‘Quisiera tener alas para volar a París’: madre de bailarín herido
El titulo es:‘Quisiera tener alas para volar a París’: madre de bailarín herido
Foto detalle: 
aldia_web
Agustín Iguarán González

‘Quisiera tener alas para volar a París’: madre de bailarín herido

910

Madre de bailarín samario herido a cuchillo relata cómo ocurrieron los hechos.

Para Xiomara Arregocés Redondo, la conversación a través de videollamada que a las 10:30 a.m. del miércoles sostuvo desde su casa en Pescaíto, al norte de Santa Marta, con su hijo Brayan de Jesús Hernández, en París, Francia, fue un alivio al sufrimiento y  angustia que la aqueja desde hace una semana, cuando se enteró que su vástago había resultado herido a puñal, en un atentado en el que falleció una amiga y otra resultó herida.

De 26 años, bailarín profesional e instructor de zumba (aeróbicos) en la Ciudad Luz, este samario se salvó de morir luego de que el exnovio de la amiga forzó la puerta de la vivienda donde se encontraban las tres personas, agrediéndolas con un cuchillo de combate.

Mickaël P, como se identificó al agresor, primero hirió a su excuñada (Malaury) que se encontraba en la planta baja de la casa y al subir a la segunda atacó a Brayan y a Melanie. Esta última (también bailarina de zumba) murió.

“Mi hijo se defendió, pero el hombre era más corpulento y entonces se hizo el muerto para poder salvarse”, narró Xiomara, dejando ver en su rostro la angustia. El diario francés Le Parisien detalló que pese a las heridas Brayan Hernández fue quien alertó a los vecinos sobre lo sucedido y estos a su vez avisaron a los servicios de emergencia, quienes al ingresar a la vivienda encontraron en una sala de estar a Brayan, gravemente herido y en el primer piso a  Malaury, en similar condición. Entre tanto, el cadáver de Mélanie fue hallado en el garaje.

Xiomara comentó que se enteró del hecho por colombianos en París que habían leído la noticia en los diarios franceses y la llamaron. Aunque no le ha preguntado  sobre los detalles del incidente porque no quiere “afectarlo más“, reconoció  que “su vida estuvo en vilo”.

“Sus manos tienen varias heridas pero gracias a Dios ninguna le afectó los tendones”, anotó.

Xiomara Arregocés solo espera que con más sosiego y con su salud estabilizada, Brayan le haga el relato de lo que sucedió, “si él lo estima conveniente”.

Ella daría lo que fuera por  ver a su hijo, acompañarlo de cuerpo presente y ofrecerle el apoyo moral que representa en casos como estos la presencia de una madre.  “Quisiera tener alas para volar hasta Francia”, precisó.

¿Quién es?

Brayan de Jesús Hernández Arregocés, el segundo entre cuatro hermanos, nació en un hogar en donde el arte corre por las venas. Su padre,  Rogelio Rafael Hernández,  es músico, y hace parte de la Tambora Son Caribe, también fue bailarín en las danzas de la Universidad del Magdalena. Duván, un hermano,  baila profesionalmente  y está radicado en San Andrés.

Además, Xiomara (la madre) fue reina de veteranos en uno de los carnavales de Pescaito, al tiempo que Ana Karina, (la hermana) fue soberana infantil de ese carnaval.

“Desde muy niño le gustaba bailar, él comenzó a practicar en la escuela de ‘Chigüiro’; pero  como era un alumno aventajado, lo escogieron varios grupos de Santa Marta y Barranquilla. Llegó a representar al Magdalena en danzas”, relató Xiomara Arregocés.

Su ida al exterior se dio inicialmente al Ecuador, como bailarín del Hotel Decamerón. Luego se fue a Marruecos y después a Francia. En ese periplo transcurrieron 5 años. Los dos últimos en París.

En Francia baila con el grupo La Tropilla Colombiana, de la cual hacen parte cartageneros y barranquilleros. Como alternativa económica se desempeña como instructor de zumba,  una disciplina fitness  enfocada a mantener un cuerpo saludable a desarrollar, fortalecer y dar flexibilidad al cuerpo mediante movimientos de baile combinados con una serie de rutinas aeróbicas.

“Quisiera que regresara pero él es quien decide. Si el considera que su futuro está allá en Europa yo lo acepto… pero mis angustias siguen vigentes”,  puntualizó.

La última vez que Brayan vino a Colombia fue hace dos años en diciembre y solo duró 15 días. Este año tiene pensado pegarse una rodadita.

Aquí se habló de:

Te puede interesar

Compártelo en: