¿Qué Pasa?

Tenía casa por cárcel y lo matan de dos puñaladas tras salir de un estanco

La víctima, detenida por homicidio, a pesar de portar brazalete del Inpec andaba en la calle.

Compartir en:
Por: Redacción ALDIA

A pesar de tener detención domiciliaria y un brazalete electrónico del Inpec, tras ser procesado por el delito de homicidio, un hombre fue asesinado de dos puñaladas presuntamente por un amigo, en medio de una riña luego de departir en un estanco de la Ciudadela 450 Años, en Valledupar.

La víctima fue identificada como Helmer Audrey Becerra Chinchilla, quien fue atacado a puñal por otro sujeto con el que se encontraba departiendo momentos antes. Los hechos ocurrieron la madrugada de ayer en un lote baldío del barrio Álamos Dos.

Al parecer en el camino, los dos hombres sostuvieron una riña, agrediéndose mutuamente a puñal; recibiendo la peor parte Becerra, quien sufrió una herida en la espalda y otra en el tórax, que le afectó directamente el corazón. Becerra, quien debía estar en su casa cumpliendo la medida de aseguramiento, tras ser detenido en 2008 por un homicidio, fue auxiliado y trasladado por la Policía hasta la sede del hospital Eduardo Arredondo Daza, CDV, en el barrio Manantial, donde falleció cuando recibía asistencia médica.

El otro involucrado en este suceso es Ángelo Alexis Rincón, de 30 años, quien fue capturado como el presunto homicida, quien igualmente fue trasladado por la Policía al hospital Rosario Pumarejo de López. Este presenta heridas con arma corto punzante en el dedo índice de la mano derecha, antebrazo derecho, y en el rostro.

Preliminarmente se conoció que la riña entre estos dos amigos se originó porque presuntamente Becerra intentó despojar del dinero al hoy capturado; no obstante, las autoridades indicaron que fue un hecho de intolerancia.

El comandante operativo de la Policía en el Cesar, teniente coronel Fredy Delgado, sostuvo que las lesiones entre estos dos sujetos fueron recíprocas.

“Inicialmente se creía que era un intento de hurto, pero hemos analizado que estas personas estaban en el establecimiento público departiendo, se van en una motocicleta, y el parrillero intenta agredir al conductor que es el otro involucrado e inician un intercambio de golpes y se genera la riña, quien inicia la pelea fue la persona que murió”, señaló oficial.

Por su parte, familiares de Becerra Chinchilla sostuvieron que estos dos hombres estaban departiendo desde tempranas horas en compañía de sus respectivas compañeras sentimentales, eran amigos y que todo se trató de ‘una pelea de borrachos’.

El caso puso en evidencia que el fallecido estaba violando la detención domiciliaria ya que el único permiso que tenía para salir de su lugar de residencia era de trabajo.