ESPECIAL | Los cabos sueltos en el asesinato del exdirector de Medicina legal
El titulo es:ESPECIAL | Los cabos sueltos en el asesinato del exdirector de Medicina legal
Foto detalle: 
Dayana Hassim, esposa de Eduardo Pinto Viloria, fue salpicada por alias ‘Chucho’. | Foto: Al Día
aldia_web
Redacción ALDIA

ESPECIAL | Los cabos sueltos en el asesinato del exdirector de Medicina legal

16.3K

Los detalles desconocidos sobre el caso del asesinato del director de Medicina Legal

En un receso de cinco minutos que el fiscal solicitó en la audiencia de imputación de cargos que se llevó a cabo el viernes contra los tres involucrados en el asesinato del director regional del Instituto de Medicina Legal, Eduardo Pinto Viloria; llamó la atención lo que en plena sala, y delante de todo el auditorio, le espetó el procesado Johan Enrique Beltrán Ulloque, a Dayana Hassim, esposa de la víctima, quien se encontraba en la diligencia.

De acuerdo con el testimonio de unafuente que permanecía en el sitio, Beltrán, conductor de confianza de Pinto y su familia, señalado ahora como cerebro del crimen; inicialmente se dirigió a la mamá de Pinto Viloria y a un hermano de este, que en compañía de Hassim se encontraban juntos en la audiencia. Les dijo ante todos los asistentes.

“Tú eres Pedro”, dirigiéndose al hermano de Eduardo Pinto Viloria. Este negó y enseguida Beltrán continúo: “Yo quiero hablar con ustedes. Yo soy una víctima más en todo esto”.

Seguidamente se dirigió a la viuda y le lanzó la frase que provocó murmullo en la sala: “Vas a ver que hasta tú vas a salir salpicada en todo esto, ya escuchaste”. Al parecer Beltrán Ulloque se refería a la declaración juramentada que rindió ante la Fiscalía Jesús Antonio Gutiérrez Arrieta, alias ‘Chucho’, asesino confeso, y la cual fue leída en la audiencia por el fiscal. Según palabras de ‘Chucho’ narradas en la audiencia, cuando él con el otro asesino, que identifica como alias ‘Ñeco’, abordan el automóvil Kia que conducíaBeltrán Ulloque en el que se transportaba Dayana Hassim hacia el aeropuerto; esta iba tranquila.

“La esposa del muerto (Pinto) escuchó todas las conversaciones, que fueron muy claras entre el señor Enrique (el chofer Beltrán Ulloque) y mi persona, fueron unas 15 o 20 llamadas. Ella no mostró ninguna reacción cuando nos subimos. La señora no mostraba ninguna inconformidad, de hecho, llegando a la vivienda manifiesta que ‘si estamos seguros de lo que vamos a hacer’. Respondiéndole de que no tenía de qué preocuparse”. Alias ‘Chucho’ dijo también en su declaración ante el fiscal que para llamar a su esposo Eduardo Pinto Viloria, Dayana Hassim le pidió el celular, que este le había quitado. Esta era la treta, según el declarante, para ingresar a la casa y ejecutar el crimen.

La señora llamaba a su esposo con el argumento de que se le habían quedado unos documentos, y cuando este abriera ellos entraban.Tal como sucedió. La señora Hassim no hizo ningún comentario de lo que le dijo Beltrán Ulloque, solo lo miró con desdén, agregó la fuente presencial. Luego la diligencia continuó.

63 CÁMARAS ANALIZADAS

En desarrollo de la audiencia se conocieron otros detalles de la investigación que permitieron las capturas de, hasta ahora, los tres implicados en el homicidio: Johan Enrique Beltrán Ulloque, en este momento procesal señalado como el cerebro del plan criminal; Jesús Antonio Gutiérrez Arrieta, alias ‘Chucho’, quien confesó ante la Fiscalía su responsabilidad en el crimen; y Miguel Ángel González Reales, alias 'Migue', taxista que movilizó a los asesinos durante toda la ejecución de la empresa criminal.


Johan Beltrán, conductor de Pinto Viloria.

Ya está plenamente identificado el autor material del homicidio, es Alberto Mario Cabrera Barrios, alias ‘Ñeco’, quien está huyendo. Al parecer este sujeto se encuentra en tratos con la Fiscalía para negociar su entrega a cambio de beneficios penitenciarios en cuanto a rebaja de penas.

En el trabajo del pool investigativo conformado por la Dijin de Bogotá, el CTI y la Fiscalía, la Policía revisó 63 cámaras de seguridad entre las oficiales y las privadas de algunos establecimientos comerciales. En estas imágenes se captó el recorrido del vehículo Kia en el que iba Beltrán Ulloque con la esposa de la víctima, y luego el taxi con los asesinos.Sin embargo, de las 63 cámaras analizadas solo 3 aportaron las pruebas que requirieron los investigadores. Una de estas cámaras captó el momento en que los asesinos, ‘Chucho’ y ‘Neco’, abordan el Kia que conducía Beltrán con Hassim a bordo.

Según lo que inicialmente muestran las imágenes, dijo una fuente ligada a la investigación, no hubo una interceptación como tal: el taxi se detiene delante del Kia, los dos sujetos bajan y suben al Kia. Según este argumento no hubo interceptación, sino el trasbordo de unas personas de un vehículo a otro. Las imágenes recogidas por las cámaras permitieron igualmente identificar al taxista, alias ‘Migue’, pues captaron el número de placas del vehículo. Luego, con el apoyo de la secretaría de Movilidad se logró establecer que el carro estaba adscrito a la estación de taxis El Prado. De esta manera los detectives llegaron hasta el conductor Miguel Ángel González Reales, ‘Migue’. Los investigadores también se valieron de las grabaciones de llamadas en los celulares de los implicados. Así se pudo conocer que la ejecución del crimen entró en marcha final a partir de las 3:11 de la madrugada del pasado 4 de mayo, cuando Johan Enrique Beltrán llama al taxista ‘Migue’ a preguntarle si ya habían salido.

ASESINOS PIDIERON PERDÓN

Dos de los implicados ‘Chucho’ y ‘Migue’, les pidieron perdón en plena audiencia a los familiares de Eduardo Pinto Viloria, que se encontraban en la audiencia, su madre, a un hermano y la viuda. Lo hicieron a solicitud del abogado que los defendía. “Quiero pedirles perdón, sé el dolor por el que están atravesando, sé lo que sienten porque he pasado por eso con la muerte de un hermano. Pido perdón aunque yo no lo maté, pero participé en todo esto”, dijo el taxista Miguel Ángel González Reales, ‘Migue’. En términos parecidos se expresó alias ‘Chucho’, al solicitarles perdón a los familiares de Pinto Viloria.

‘NO TENGO QUE PEDIR PERDÓN’

 Llamó también la atención en la audiencia que cuando los dos asesinos confesos finalizaran su petición de perdón, la madre de Eduardo Pinto Viloria se dirigió con firmeza de carácter hacia Johan Enrique Beltrán Ulloque, y le preguntó:“¿Y tú qué, no vas a pedir perdón, te vas a quedar callado?” Beltrán respondió en tono cortante, aseguró la fuente:“No tengo que pedir perdón. Perdón de qué”. Finalmente los implicados aceptaron los cargos y suscribieron un compromiso con la Fiscalía para rebaja de pena, es decir, la condena no sobrepasaría los 19.6 años de prisión. La audiencia de imputación de cargos finalizó a las 11:30 de la mañana del viernes, y se citó para mañana a las 8:00 de la mañana a la audiencia de solicitud de medida de aseguramiento.

Más noticias en nuestra fan page 

Te puede interesar

Compártelo en:
Construido para ti con info de: